“El mayor show de magia ocurre en nuestro cerebro”

“El mayor show de magia ocurre en nuestro cerebro”

La neuromagia busca entender a partir de los trucos que realizan los magos cómo inciden en el cerebro estrategias publicitarias, negociaciones y tratamientos terapéuticos. En Fundafasia, Freddy Müller y su grupo, estimulan enseñanado magia.

¿Qué tienen en común la magia y la neurociencia cognitiva? Según Mariano Sigman, que dirige el laboratorio Neurociencia Integrativa de la UBA, ambas “se ocupan de lo mismo: ¿Qué hace que elijamos una opción entre tantas? ¿Por qué algunos recuerdos se graban como en piedra y otros se desvanecen? ¿Cómo se construye una memoria? ¿Qué es la conciencia? ¿Cómo formamos una trama perceptual continua y coherente a partir de fragmentos en el espacio y en el tiempo? Los magos son como los ingenieros de la conciencia. Hace milenios que se preguntaron cómo funciona para poder cimentar ilusiones efectivas.”
Junto con el mago Andrés Rieznik –se conocieron investigando en la universidad- incursionan en una nueva disciplina, la “neuromagia”, que se propone estudiar este cruce de conocimientos para aplicar los descubrimientos con fines terapéuticos y robustecer la teoría de la decisión.
A nivel internacional, las mayores autoridades en neuromagia son el matrimonio de científicos estadounidenses Stephen Macknik y Susana Martínez-Conde. En su libro Sleights of Mind (algo así como “prestidigitación con la mente”) dicen que “los trucos funcionan porque nuestros cerebros son hackeables en su proceso de atención y de memoria. Entendiendo cómo los magos hackean nuestros cerebros podemos comprender mejor los trucos cognitivos que se usan en estrategias publicitarias, negociaciones y tratamientos terapéuticos de personas con dificultades neurológicas”.
En Fundafasia, Freddy Müller (foto), con otros magos solidarios, aprovechan los recursos de su disciplina para estimular las funciones cognitivas de las personas que concurren al Centro de Día. “La magia –fundamenta- es el arte de producir mediante gestos y palabras la ilusión de que hechos extraños son naturales. El mago se vale de una cuidada estrategia para, jugando con la atención y la memoria del espectador, lograr una representación sugerida por la imaginación o causada por el engaño de los sentidos”. Enseñando a producir trucos, Müller y su grupo estimulan las funciones ejecutivas, los distintos tipos de memoria y la atención de personas con afasia y otros trastornos cognitivos.